[ File # csp5476532, License # 2703275 ]
Licensed through http://www.canstockphoto.com in accordance with the End User License Agreement (http://www.canstockphoto.com/legal.php)
(c) Can Stock Photo Inc. / 4774344sean

¿Problemas de fertilidad? Si eres hombre, vigila tu nivel de estrés

  • Los hombres que sufren estrés tienen niveles más bajos de concentración de semen y una menor motilidad.
  • La calidad del semen de los desempleados es más baja que la de aquellos que trabajan, independientemente de su nivel de estrés.

 

El estrés es uno de los factores que influyen en la calidad del semen y, en consecuencia, en la fertilidad, según un estudio realizado por investigadores de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, que se publica en la revista Fertility and Sterility. Esta investigación indica que el estrés puede afectar negativamente a la concentración de semen, su apariencia y su habilidad para fertilizar el óvulo.

La infertilidad puede afectar por igual a hombres y mujeres, y en el caso masculino la calidad del semen es un indicador clave de la fertilidad. Pero, ¿qué factores influyen en la calidad? El estrés parece ser uno de ellos, tal y como afirma Pam Factor-Litvak, coordinadora de esta investigación, ya que los hombres que sufren estrés tienen niveles más bajos de concentración de semen y una menor motilidad.

El equipo de Factor-Litvak estudió a 193 hombres de entre 38 y 49 años durante un periodo de tres años. Los participantes completaron varios tests para valorar el estrés en su vida diaria y su trabajo, y para identificar los eventos que causaban ese estrés. Asimismo, proporcionaron muestras de semen para analizar su concentración, su apariencia y su motilidad.

Los resultados mostraron que el estrés de la vida diaria degrada la calidad del semen, independientemente de otros problemas de salud que puedan afectar a la capacidad reproductiva. El estrés laboral no parece degradar el semen más que otro tipo de estrés; no obstante, los investigadores recuerdan que los hombres con trabajos en los que están sometidos a mucha tensión tienen niveles más bajos de testosterona. Y no tener trabajo tampoco ayuda: la calidad del semen de los desempleados es más baja que la de aquellos que trabajan, independientemente de su nivel de estrés.

Aún se desconoce el mecanismo por el cual el estrés influye en la calidad del semen. Es posible que afecte a la liberación de glucocorticoides, que a su vez puede deteriorar los niveles de testosterona y la producción de semen. Otra teoría se centra en el estrés oxidativo, que afecta negativamente a la calidad del semen y a la fertilidad.

El estrés influye claramente en la salud y, como vemos en este estudio, también en la salud reproductiva. ¿Cuál es tu nivel de estrés y cómo crees que afecta a tu salud?

 

Alba Ruiz

Departamento de Comunicación de Merck

Comparte esta entrada