receptor de la vitamina D cáncer de páncreas

Receptor de la vitamina D, posible clave para el éxito de la quimioterapia en cáncer de páncreas

  • Tras analizar más de 24.000 genes de las células del cáncer de páncreas, un estudio observa que si se bloquea el receptor de la vitamina D, las células del cáncer responden mejor a la quimioterapia.
  • Aún se desconoce el papel exacto del receptor de la vitamina D en las células del cáncer de páncreas, pero está claro que es necesario para ellas.

 

Hoy se celebra el Día Mundial del Cáncer. El de páncreas es uno de los que presenta una mayor mortalidad, y prueba de ello son las cifras que maneja la Sociedad Americana del Cáncer: en 2014 se diagnosticaron 46.000 casos y más de 39.000 fallecieron como consecuencia de la enfermedad. Uno de los motivos de esta elevada mortalidad es, según Timothy Yen, del Centro del Cáncer Fox Chase, que las células cancerígenas en este tipo de cáncer son capaces de evadir la quimioterapia. Parece ser, tal y como demuestra este equipo en un estudio que se publica en Cell Cycle, que el causante del problema con la quimioterapia es un receptor de la vitamina D.

Tras analizar más de 24.000 genes de las células del cáncer de páncreas, observaron que si se bloqueaba el receptor de la vitamina D, las células del cáncer respondían mejor a la quimioterapia. Se trata de un primer paso para el desarrollo de nuevas aproximaciones terapéuticas que permitan mejorar la sensibilidad a la quimioterapia basándose en la inactivación de dicho receptor.

Aún se desconoce el papel exacto del receptor de la vitamina D en las células del cáncer de páncreas, pero está claro que es necesario para ellas, según afirma el autor del trabajo, quien añade que las células del cáncer siempre buscan formas de sobrevivir; por eso, hay que conocer cuáles son para poder dirigir las investigaciones.

Por el momento, el grupo de Yen ha visto que las células del cáncer de páncreas hacen que el receptor de la vitamina D sea capaz de llevar a cabo otras funciones celulares, como la reparación del ADN que produce la quimioterapia. Eso es lo que hace que puedan seguir dividiéndose y expandiéndose. Teniendo en cuenta estos datos, los investigadores se plantean que el bloqueo del receptor de la vitamina D puede inactivar el proceso de reparación del ADN y hacer más efectiva la quimioterapia.

Se trata de los primeros pasos para intentar reducir el número de muertes que causa el cáncer de páncreas todos los años. Estamos al principio, pero, según Yen, vamos en la dirección adecuada.

 

David Rodríguez Carenas
Departamento de Comunicación de Merck

Comparte esta entrada